Archivo de la categoría: viaje

La Retórica de Anzû

Los estudios de la Antigüedad se clasificaban según las siete artes liberales, por una parte, el cuerpo mayor o Quadrivium, formado por la Astronomía, Aritmética, Geométrica y Música y por otra el cuerpo menor o Trivium, compuesto por la Lógica, la Gramática y Retórica. Obviamente, ya había cierta animadversión entre los de Ciencias y los de Letras, pero esa es otra historia….

La Retórica era el arte de llegar a los demás, conmoverlos y convencerlos a través de las palabras, una habilidad muy útil tanto en política con la propaganda, como en el comercio con la publicidad. Los grandes oradores helénicos debían controlar estas fuerzas de persuasión y convertirlas en armas para sus propósitos. Pero como toda arte complicada sin cierto esfuerzo, fue menospreciada hasta confundirla como un sinónimo de discurso vacío o falto de contenido. Las preguntas retóricas, más allá de buscar el énfasis de lo planteado, nacen sin ánimo alguno de ser contestadas, lo que denigra su naturaleza interrogativa.

Un invento de la puntuación en castellano, admirado y envidiado en otras lenguas es el signo !? que cierra una frase de asombro o una pregunta retórica en castellano. La fusión de los signos en un único símbolo se llama interrobang en inglés, pero no ha prosperado. En cambio, la posibilidad de combinar duda y sorpresa o aseverar irónicamente es un alarde de cualquier lengua que se precie.  

Aliphant MXXVIII La Retórica de Anzû

Anzû de Babilonia

De entre las disciplinas de la paleografía, los expertos en escritura cuneiforme se quejan, no sin motivo, de la enorme dificultad que entraña su desciframiento. La escritura se empleó durante 25 siglos para lenguas de Mesopotamia como el sumerio, acadio, elamita y neo-asirio por lo que el medio millón de tablillas recuperadas puede contener textos en lenguas que ni siquiera están emparentadas entre sí, como ocurre actualmente con las lenguas que usan el alfabeto latino o los ideogramas chinos.

Entre esas tablillas, se encuentran los mitos babilónicos, que suelen resumirse en el enfrentamiento de las fuerzas del mal con las del bien, lo que no pocas veces solía tratarse de un asunto de punto de vista, aunque no es desdeñable que exista una brújula moral desde tiempos inmemoriales.

El animal híbrido llamado Anzû, o AN-IM-DUGUD si se le pregunta a un sumerio, es una criatura de aspecto variable según la fuente pero con rasgos de águila inicialmente y de león, posteriormente, para vincular su rugido al de un ave del trueno, causante de tormentas y víctima en cruenta contienda de los grandes héroes como Marduk o Ninurta.   

Aliphant MXXVI Anzû de Babilonia

Los Jardines Colgantes de Babilonia

Tratar de la Maravilla del Mundo antiguo de Los Jardines Colgantes de Babilonia es meterse en un jardín. Es la única Maravilla de la que no se han identificado restos arqueológicos que aseguren su ubicación o cronología, aunque según los relatos, Alejandro Magno los encontró como si le hubieran dejado las llaves para regarlos a un vecino descuidado. 

El concepto actual de jardín es bastante moderno y de etimología radicalmente diferente a lo que podía esperarse. Jardín/jardin/jardim/giardino o aún más claramente garden/Garten vienen de la raíz gard, guardar y se refería a un recinto, un lugar encerrado, sin referencia alguna a las plantas. El mismo origen y raíz tienen huerto del latín hortus y posiblemente es lo que contuvieran, de haber existido, los famosos Jardines, una zona de cultivo de destacable producción o variedad, que hiciera alarde de la capacidad de irrigación de la civilización del Tigris y del Éufrates, donde también los estudiosos ubicarían el famoso Jardín del Edén. En un mundo rural de pequeñas poblaciones, los jardines no tenían mucho sentido y no sería hasta la época romana en la que las villas rivalizarían por sus cultivos tanto agrícolas como decorativos. También se conocen jardines en el Antiguo Egipto, pero más como fuente de abundancia o paraísos que como la muestra de dominio sobre la Naturaleza que dictaría el paisajista Le Nötre.

El segundo punto es que lo de colgantes es una mala transcripción, y no al estilo de las Casas Colgadas de Cuenca, sino que la palabra griega significaba sobresaliente, más que colgante, y se cree que podría referirse a las terrazas de cultivo en línea con sus famosos zigurat. Una estructura de cultivo escalonada tendría ciertas ventajas en un valle fluvial para defender las cosechas o simplemente para aislarlas de las crecidas de los ríos, pero obviamente complicaría el sistema de irrigación y necesitaría de norias de agua y conductos apropiados. Al menos, era estéticamente relevante como para ser mencionado en la escueta descripción de los autores clásicos.

Por último, los estudios arqueológicos se inclinarían antes por la ciudad de Nínive que por la propia Babilonia. Si bien Babilonia parecía el enclave mítico de la Torre de Babel, en Nínive se halló un bajorrelieve con la descripción de esta Maravilla. Pero pudiera tratarse de una postal de recuerdo de su ciudad vecina, lo que fácilmente inhibe lo de Nínive.

Aliphant MXXIV Los Jardines Colgantes de Babilonia

Aliphant DCLXXIII Limoges. Le Marché

Limoges, Le Marché
 No cabe duda de los fuertes vínculos y similitudes entre la era victoriana y la actual: la moda Steam Punk, la Commonwealth y algunos supervivientes como Joan Collins hacen patente el parecido. Se advierte que esta presentación acuñará nuevos términos, algo también frecuente en la bulliciosa era del vapor. En 63 años de era neoisabelina, ha habido doce primeros ministros –Harold Wilson repitió experiencia- incluyendo la Baronesa Thatcher, doce Presidentes de los EE.UU., de los que ha enterrado a siete, siete Papas, de los que dos no se han dejado enterrar, doce doctores Who y 0,91 reyes de Tailandia; es decir, Su Majestad Rama IX le lleva algo de ventaja. Durante ese mismo tiempo, Italia ha cambiado 40 veces de Primer Ministro, aunque es cierto que alguno se ha prodigado con cierta frecuencia. El Dalai Lama en su presente reencarnación, la decimocuarta, también le lleva dos años de adelanto y 561 contando desde su primer nacimiento. Por terminar la comparación, en años de perro, sistema de cómputo todavía no asimilado por la mayoría de los historiadores sin intereses políticos y veterinarios, estaríamos todavía en la primera era isabelina. El himno británico God Save the King/Queen, para abreviar a partir de ahora, GSKweeng, pese a ser más reciente que el español o el neerlandés, ha gustado tanto, que se usa con letra alemana en el Principado de Liechtenstein y como Marcha real noruega, pero hubo un tiempo en que fue utilizado como himno oficial del Imperio ruso, marcha real sueca, himno del Reino de Hawaii de Kamehameha IV y, extrañamente, de la República Helvética, que con siete presidentes simultáneos ha mantenido a 63 jefes de Estado durante el reinado de Isabel II. Y sinceramente… ¿podría nombrarse a alguno? This Lady came to stay… GSKweeng,

ALIPHANT DCLIII Gnomus

Aliphant DCLIII Gnomus

Cambio de sala en el simulador de Cuadros de una Exposición.
Si dieron con la respuesta, enhorabuena. Si hallaron otras pistas, y así me consta, no sean impacientes, todo llega a su tiempo.

Posiblemente el final de David el Gnomo no pudo marcar más ya a una generación que había sobrevivido al obituario del pescador en dique seco apodado Chanquete, pese a que tocaba el acordeón e inventaba eslóganes pegadizos.

Para aquellos que no vieron la serie del veterinario de gorro cónico, se podría alertar del espóiler, pero para qué, si no han tenido infancia…

Metromenaje

El barrio industrial Antiano fue construido en plena efervescencia del estilo Art Déco en la isla de ANT, en lo que pasó a llamarse sin demasiados tapujos ANT Déco. Formas redondeadas, casi naturalesrecurrían a materiales diversos como el acero y el cristal para recuperar el espacio de la estructura y despilfarrarlo en un alarde de creatividad e ingenio.

En la misma época surgieron el mobiliario urbano que indica la posición de las bocas del metro y los carros de la compra de los supermercados antianos, que al módico precio de una moneda, desaparecieron una nochevieja misteriosamente. Hay quien cree haberlos visto sumergidos en el fondo de los canales de la isla, repletos de botellas de cava y espumillón, pero posiblemente se trate de rumores infundados de tesoros anhelados como el buque fantasma del Holandés, el P.I.B de Narnia o la deuda exterior de la Atlántida.

 

Aliphant CDXCII

Aliphant CDXCII.  Metromenaje

Kit McClane

Apurados por la urgencia del momento, Aliphant y Krakawett acuden al almacén de material fungible regentado por el estoico Peant.

Nota adicional: La Caja de Pandora no es una entidad bancaria ni piensa fusionarse con ninguna otra caja. No obstante, fue el origen de todos los males, según los antiguos griegos, que ya entendían entonces de los peligros que entrañan las cajas.

Aliphant CDXCI

Aliphant CDXCI. Kit McClane

Chapado a la Antigua

El origen de algunas expresiones degeneradas de nuestro idioma estriba en una pérdida de la referencia que las produjo, de manera que el hablante reinterpreta las palabras de una frase hecha con términos que le son más cercanos. El título de la viñeta de hoy, « Chapado a la  Antigua» se  escucha a menudo como «chafado a la antigua», lo que evoca imágenes de aplastamiento con herramientas prehistóricas, a cachiporrazo limpio de troglodita.

La primera referencia a una persona chapada o de chapa parece hallarse ya en el diccionario original de la RAE de 1.729, y explica que el témino se refiere al individuo prudente y con modales. El modismo «a la antigua» marca la añoranza por otros tiempos cuando no debía de hacerse tan extraña la conducta cortés.

Ahora bien por el inexorable paso del tiempo, lo que otrora fue signo de modernez insuperable, hoy puede ser harto decrépito. Y de eso también trata la segunda viñeta del Caso del  «Secuestro en un Simulador» . 

 

 

Aliphant CDXC

Aliphant CDXC. Chapado a la Antigua

Excesos Deductivos

Durante la realización de este caso, el teniente Columbo dejó de fumar para siempre. Tan conocido por su tesón como por su higiene, o más bien por su falta de la misma, el personaje interpretado por el desaparecido Peter Falk se ha ganado su puesto entre los clásicos del género. Se cree que su gabardina asistirá al sepelio, si bien no quiso hacer declaraciones.

Según la sexta norma del reverendo Knox, ningún accidente o incidente fortuito ayudará al detective a descubrir la trama. Tal vez Aliphant no debería jugar con fuego…

 

Aliphant CDLXXII

 

Aliphant CDLXXII. Excesos Deductivos

Dendrología Básica

La quinta regla del reverendo Knox para la identificación del género de las novelas de detectives está sujeta a diversas interpretaciones: «No Chinaman is allowed». La explicación más contextual es que quería sacar del grupo a las novelas de Fu Manchú y similares, en las que un taimado oriental aplicaba sus pérfidas artes en intentos frustrados de dominar Occidente. Otra versión es que si aparece una minoría étnica en el entorno descrito no puede ser el culpable, por motivos éticos y no fomentar los linchamientos. Una tercera posibilidad es la de no usar figuras de porcelana, pero se ignora la relevancia que puedan tener en una historia, salvo en El Halcón Maltés, Pushing Daisies o cualquier película reciente de Nicole Kidman…

En cualquier caso, la viñeta de hoy trata de un principio sencillo de dendrología básica.

 

 

Aliphant CDLXXI

Aliphant CDLXXI. Dendrología Básica

Probando, probando

La cuarta ley de Knox está claramente orientada a los lectores de letras -académicamente hablando, dado que, exceptuando chinos, japoneses, coreanos, egipcios antiguos. mayas e inuits, por citar algunos casos, lo normal es leer letras.  Según Knox, la resolución del caso no requerirá una larga explicación científica o tecnológica para aclarar los hechos. De forma práctica, tampoco se permitirá el uso de venenos desconocidos hasta la fecha- que, por desgracia, era un número bastante inferior a toda la cantidad de sustancias potencialmente dañinas actualmente a nuestro alcance. 

De la investigación de lo presuntamente perjudicial trata hoy la viñeta.

 

 

Aliphant CDLXX

 Aliphant CDLXX. Probando, probando

Pensamiento a Máquina

n 1929, el Reverendo Knox estableció el decálogo para las novelas de detectives, dando una pauta un tanto innecesaria para la contrucción de las tramas de misterio y que, por supuesto, se puede resumir en una sencilla premisa: «Nadie está a salvo cerca de Jessica Fletcher».

La primera regla es que siempre hay que dar a conocer al futuro asesino a principio de la trama, pero por supuesto sin descubrirlo de forma evidente. Por eso el fragmento del Génesis de Caín y Abel no es una novela policiaca: conocemos al asesino y cuando Yahvé le pregunta a Caín qué ha hecho, es en plan Gila, de «alguien-ha-matado-a-alguien», pero no porque sea un crimen sin resolver. (Además los sospechosos de la época se reducían a tres).

En esta entrega, Aliphant se encuentra con el detective que lleva las riendas en esta investigación..

Aliphant CDLXVII

Aliphant CDLXVI Pensamientos a Máquina